VOLVER

TEXTILES

Poncho ceremonial. Charazani. Bolivia. Mediados del siglo XX.

Notable pieza perteneciente a la etnia Kaalaya, parcialidad de la cultura quechua, asentada en Charazani, al norte del lago Titicaca. Los diseños ornamentales y la excelencia de la técnica de sus tejedoras otorgan a estos ponchos una verdadera “marca de origen” que los identifica. La fibra utilizada proviene de alpacas de alta montaña hilada artesanalmente con huso y teñida con colorantes naturales, en este caso con grana de cochinilla para obtener el carmín de su campo.


Medidas.

Largo 170 cm.

Ancho: 130 cm.


Ha sido tejido según la técnica ancestral, en telar horizontal de estacas, formado en dos paños, a cuatro bordes, con seis calles de urdimbre complementaria tubular (técnica análoga a la empleada en las fajas pampa) que encierran figuras zoomorfas de gran diversidad y ganchos seriados característicos. La maestría de la artesana se evidencia en la coexistencia de dos “dibujos” completamente diferentes, una especie de “doble fila”, en varios sectores de una misma calle. En esta prenda en particular, la tejedora optó por no aplicarle flecos para dejar en evidencia la delicadeza de la tela obtenida y, en especial, el lloque de los bordes (observado solamente en los tejidos de alta calidad) obtenido mediante el urdido alternado de filas de lanas torcidas en Z, con otras torcidas en S. Este lloque concede, según ritos chamánicos, la protección divina a su dueño.


Su conservación se debe a que formó parte de un ajuar nupcial, tejido por la novia o alguien de su familia, y se utilizó únicamente en ceremonias festivas o religiosas.


Bibliografía:

Teresa Gisbert, Silvia Arze y Marta Cajías: Textiles en los Andes Bolivianos. La Paz, Ed. Agencia Boliviana de Fotos / Fundación Cultural Quipus, 2003, p. 212.



S.O-XIV-GSMM

¿Le interesa vender algunas obras?

Envíenos un correo electrónico indicando brevemente
qué obras piensa poner en venta, y le responderemos. Haga click aquí­

Suscríbase a nuestro newsletter para estar actualizado.

Ver nuestros Boletines Virtuales