VOLVER

TEXTILES

Chalina de Seda.

Bello tejido realizado por una maestra de la textilería argentina, la catamarqueña Marta Yolanda Jaimez. La obra, de muy cuidada elaboración, nos muestra un profundo dominio de la técnica que se inicia en las tareas del hilado a partir del capullo. En sus extremos, el tejido remata con un rapacejo y flecos de carácter estructural.


El gusano de seda y en especial la especie R. Schreiter -cuyo nombre vulgar es coyuyo, purucha o pulucha-, se cría en los árboles de la región de Ancasti, tras la Cuesta del Portezuelo, en Catamarca, aunque nos cuentan que ya se ha extendido hacia regiones más bajas de la provincia. Sus capullos son cosechados y luego de seleccionarlos por el color se los hierve con ceniza hasta lograr que se formen copitos de seda criolla. Luego llega la ardua tarea del hilado y al fin, su tejido. Aquí con la urdimbre en seda silvestre y la trama de hilo mercerizado.


Vemos en nuestra manta la elegancia de un tejido ejecutado con una de las fibras más finas y suaves que utilizan muy pocas tejedoras. Sin duda, una prenda excepcional en una materia prima extraordinaria.


Catamarca, contemporánea. Maestra tejedora: Marta Yolanda Jaimez.   

Medidas. 180  x 70 cm. Rapacejo y flecos: 14 cm.



LMMM
AUTOR/A YOLANDA JAIMEZ


¿Le interesa vender algunas obras?

Envíenos un correo electrónico indicando brevemente
qué obras piensa poner en venta, y le responderemos. Haga click aquí­

Suscríbase a nuestro newsletter para estar actualizado.

Ver nuestros Boletines Virtuales